Menu

Noticias

Salvemos la madre selva

03.21.17 / Wendy Quintero - SIMAS

Simas/ Pascal Chaput

El Día Internacional de los Bosques se festeja el 21 de marzo a partir de un decreto instaurado en el 2012 durante la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) con el objetivo de sensibilizar a la humanidad sobre este recurso natural y su importancia en el planeta.

La mayor parte de los beneficios que proporciona un bosque son locales, dan aire fresco, amortiguan la temperatura en el suelo y protegen de los vientos. Los bosques también mantienen el paisaje, lo que atrae al turismo.

En Nicaragua existe distintos tipos Bosques:

• Bosques con árboles de hojas planas y anchas o latifoliados,

• Bosques de pinos que tienen las hojas como agujas.

• Bosques mixtos que tienen árboles de hoja ancha y pinos.

• Bosques de humedales donde están los manglares.

“Los bosques son el hogar de aves, reptiles, mamíferos etc. Entonces, al momento en el que el ser humano degrada, deteriora o destruye un bosque también está dañando a otras especies que dependen de ese recurso, incluyéndonos a nosotros mismos. Porque la densidad boscosa es lo que permite que en las montañas haya agua y el agua es un recurso agotable, tarde o temprano se puede acabar. Si no se protege el recurso bosque esto va a ser dramático e irremediable”, explica Julio César Santos Caldera, miembro de la Comisión Nacional Forestal y director del Centro de Investigación, Capacitación y Formación Ambiental (CICFA).

Los bosques han ido desapareciendo por la tala indiscriminada, los cambios abruptos del clima, la sequía, el derretimiento de los polos producto del calentamiento global, la hambruna masiva y la extinción irremediable de muchos ecosistemas.

Podría interesarle: Los bosques de El Castillo

Vivero para reforestar bosque en Nicaragua
Viveros para reforestación. Simas/Archivo

Educación

“En la medida que vayamos sumando voluntades, irá creciendo la mentalidad ecológica, por eso es recomendable darle protagonismo a los jóvenes, dejar que ellos sean agentes multiplicadores, o sea, permitir que se conviertan en fuentes de información y conciencia, y que por medio de ellos se eduque la familia y la comunidad”, exhorta Santos Caldera.

Una de las características más importantes de los bosques es que los árboles atrapan el carbono que está en el aire que es la causa del recalentamiento de la Tierra. Por este motivo las organizaciones internacionales paga por el servicio del bosque y por mantener las plantas y animales que hay en el bosque, o sea por mantener la diversidad de la vida.

Al servicio de atrapar el carbono del aire se le llama secuestro de carbono. Los árboles atrapan el carbono en la madera, ahí queda atrapado mientras la madera no se quema, si se quema, el carbono queda libre y se va al aire, con el uso de la leña este propósito se pierde.

Entonces se trata de mantener el bosque y ocupar la madera para construcción. Para que una institución internacional pague por el servicio de secuestro de carbono, debe haber un sistema que pueda comprobar y medir la cantidad de carbono que el bosque puede secuestrar.

Es por ello que tiene que haber una responsabilidad tanto del Estado como de la población para conservar los bosques. Se necesita de una planificación y mecanismos para no agotar los recursos, además se imprescindible reforestar así como tener la conciencia de que el bosque representa un potencial económico, pero sobre todo representa la vida, el agua, la biodiversidad, el turismo rural y la belleza paisajística.

En Nicaragua para este año las autoridades señalan una reducción en la quema forestal y la deforestación indiscriminada, sin embargo hace falta mucho por rescatar los bosques que el país ha perdido. Para ello el Gobierno creó una comisión multisectorial que pretende regular este proceso.

“Esta comisión reúne al Conafor, El Marena, los bomberos, la Cruz Roja, los gabinetes de la familia y demás instituciones, en conjunto están trabajando para controlar la tala y la quema de nuestros recursos forestales”, explica Santos Caldera, además enfatiza que para evitar la destrucción de la madre selva hace falta que todos compartan una visión sobre el bosque y su futuro.


Temáticas:
Conservación de los recursos naturales,
Desarrollo de servicios de información,

Tambien puede interesarle

En seis años se han perdido 1,032,682 hectáreas de bosque en Nicaragua


04.26.17 / LEER MÁS >>

Jurado Campesino analiza realidad de la agroecología y los cultivos orgánicos en Nicaragua


04.21.17 / LEER MÁS >>

Promueven la agroecología y los cultivos orgánicos en Nicaragua


04.19.17 / LEER MÁS >>