Menu

Noticias

La dígitopuntura: Alivio sin medicamento

01.10.18 / Roberto Vallecillo - SIMAS

Foto de Internet

Se sabe que los chinos, curan las viejas dolencias con agujas. Y ¿sábe usted que apretando con las yemas de los dedos, ciertos lugares del cuerpo se consigue un alivio parecido al que dan las agujas? Tal vez le parezca mentira, pero en la antigua China, antes que existieran las agujas ya conocían los puntos del cuerpo donde se daban masajes para aliviar el dolor... esto es la dígitopuntura. Es como la acupuntura pero con los dedos… publica la Revista Enlace número 64 en Nicaragua.

digitopuntura

Los chinos explican así la cosa: “El cuerpo tiene canales, por donde corre la energía hacia cada órgano, ya sean los pulmones, al corazón, al hígado, al bazo, al estómago, a los intestinos y al resto del cuerpo. Cada canal tiene puntos donde uno puede ayudar con masajes para que la energía circule hacia los órganos. Además esos puntos duelen cuando el órgano está afectado”. Así nos va contando María Elsa Ramirez Gutiérrez que trabaja en la Medicina Natural en San Nicolás de Oriente, allá en Estelí.

 

 

“ Cuando los pacientes vienen primero lo examinamos y le damos un masaje de relajamiento, se va trabajando con la respiración, aspirando profundo y despacio. Así vamos hablando con la persona para entrar en confianza y saber de su dolencia. Muchas veces los males son de sufrimiento: La tristeza, los nervios, el lloro, la cólera o el miedo se relacionan con los órganos. Si uno no tiene a quién contárselo la energía se va estancando. Y la energía estancada afecta a los órganos y uno se enferma.

Para dar el masaje, me froto las manos y las sacudo para recoger energía. Busco el punto en donde voy a hacer la presión y le pregunto si está bien así o si le lastimo. Se debe presionar sin lastimar. Masajes para el asma El punto más importante para aliviar el asma está en el hueso del centro del pecho, a la altura de la cuarta costilla. Es fácil de encontrarlos buscando con la punta de los dedos. Hay que presionar fuerte la piel y restregarla contra el hueso. Cuando la persona está con asma hay que hacer el masaje de cinco a siete veces en cada punto. Cuando se siente que el asma va a comenzar se hace este masaje de tres a cinco veces al día, para evitar un ataque.

 

Para esa tos de...

Sientese con la espalda recta, los hombros relajados y algo inclinados hacia adelante. El que va a hacer el masaje debe ponerse detrás y buscar en el espinazo la tercera vértebra de arriba hacia abajo. Para encontrarlos hace presión con los dedos gordos y siente un hoyito a cada lado de la vértebra. Ahí presiona cinco veces seguidas. Cuando la persona tiene mucho músculo, se le da un masaje circular. Estos masajes usted puede hacerlos tres veces al día.

 

En la palma de la mano

Este punto es mejor buscarlo uno mismo. Este punto cuando se presiona, duele. El masaje se hace tres veces al día y cada vez que se aprieta se hace por cinco veces o cuando le viene el ataque de tos. Estos masajes para la tos hágalos en el órden que quiera. Puede empezar por la espalda, la naríz, la mano o al revés. En la nariz Los puntos bajo las aletas de la naríz. Se pueden presionar o dar golpecitos de tres a cinco veces al día. Para el dolor de espalda El dolor de la espalda puede venir de una mala posición al trabajar, al sentarse o dormir. O porque hay una mala circulación de la energía por los órganos. Dándole masajes a estos puntos se puede aliviar el dolor, sin tomar medicamentos.

Hay personas que con masaje en dos o tres puntos es suficiente, otras personas para conseguir alivio necesitan el masaje en todos los puntos que se indican. Para los dolores de espalda hay que hacer los masajes varios días hasta que mejore. Si los dolores son muy fuertes recurra al punto maestro de todos los dolores que está en el pié. Para otros malestares como el dolores en la cabeza, en la espalda, en el estómago o dolores en las piernas, hay cuatro puntos clave que ayudan a aliviarlos. Dos son los puntos maestros de todos los dolores y dos puntos que se hayan en las pantorrillas. Para encontrar el punto maestro de todos los dolores se busca entre el tobillo y el talón ahí hay una parte hundida y tocando con suavidad, va a notar el pico de un hueso, ahí se hace presión y se da el masaje.

En las pantorrillas

Usted va a notar que encontró el punto porque el dedo se hunde fácilmente. Ahí se puede dar masajes, haciendo presión sobre cada punto o dándoles golpecitos con la yema de los dedos durante dos o tres minutos. Los masajes en esos puntos se recomiendan para niños y niñas y para las personas que están débiles por su estado de salud o por ser mayores.

Recuerde que en la dígitopuntura se debe tener el cuerpo relajado. Cuando yo termino la sesión de masaje doy de tomar agua a la persona, me lavo las manos y buen provecho...” concluye María Elsa.


Temáticas:
Desarrollo humano con equidad,

Tambien puede interesarle

¿Qué comprende la Reserva de Biósfera Río San Juan?


04.17.18 / LEER MÁS >>

La quema: Una solución barata y rápida pero… ¿A qué costo?


04.12.18 / LEER MÁS >>

Infografía sobre la cronología al tomar una coca-cola


04.11.18 / LEER MÁS >>