SIMAS

Primer Festival de Teatro en San Carlos Río San Juan “Igualdad de Género”

08 de Marzo 2011 Fuí una tonta al creer en las palabras del Pancho. Tanto que insistió en la prueba de amor y ahora, con sólo saber que tengo un retraso, me mandó a la chingada... ¿Qué hago amiga? Hoy me mata mi papa. Estas frases aunque son parte de la obra montada por uno de los 10 grupos participantes en el Primer Festival de Teatro “Igualdad de Género”, no están lejanas a la realidad que viven las chavalas en Río San Juan. Más de 800 personas aglutinadas en el Malecón de San Carlos, estuvieron atentas a la propuesta en escena de cada grupo venidos de la región y entre risas, reflexiones y aplausos la velada culminó a las 11:30 PM. La semilla de siembra La apuesta en este primer festival ha calado la vida, de por lo menos 50 integrantes, entre los 8 y 21 años; aglutinados en 10 grupos de teatro. Eso debe considerarse como el principal impacto de este proyecto por diferentes razones: Ha fortalecido la habilidad y la voluntad de incidir en la problemática de igualdad de género en su comunidad o barrio, para tener una vida más digna. Las personas han hablado, analizado, tomado conciencia, reconocido y socializado los temas sobre violencia intrafamiliar en el transcurso de un año, conforme se iban cohesionado como grupo en su comunidad. Los contenidos de las obras, la puesta en escena y las discusiones, reflejan los avances adquiridos y han estimulado al público para esperar un próximo festival. 11 grupos se están adentrando en el arte actoral como en el manejo de los temas en su propio entorno. Se ha nutrido en su familia en el gusto de la cultura, arte y humor. A la vez que han dado vida al acervo cultural de San Carlos. Otro impacto positivo fue la capacidad de la convocatoria y la asistencia que han reflexionado y disfrutado a la vez de los diferentes temas en este festival: trata de menores, maltrato y violencia intrafamiliar, la descriminación, la falta de comunicación en la pareja y solidaridad en la familia, el flagelo de las drogas y el alcoholismo. Los 10 representantes de los grupos fungiendo como coordinadores se han apropiado de técnicas, contenidos y contextos (como investigación y sistematización de los temas) de teatro, son potenciales como directores o promotores del teatro popular El trabajo social y artístico-social de la Fundación Arete es más conocidos, tanto a nivel local como a nivel nacional e internacional. En manos de mucha gente El teatro como elemento del arte y herramienta para llegar al estado particular del pensamiento y de motivar a la reflexión, debe de ser apropiado por Arete en su estrategia de trabajo como una acción preventiva, de demanda, de sanación, de curar heridas, de superar traumas, duelos por parte de las víctimas de violencia y abuso sexual. Entonces en ese marco: Considerar el montaje de un monitoreo en las y los integrantes para poder medir los resultados de la función. Planear entre Arete y los representantes de cada grupo de teatro popular un encuentro para analizar los resultados del evento, hacer una evaluación en conjunto y considerar una presentación en la comunidad originaria dentro de seis meses, involucraría un público meta como la escuela, el colegio, el barrio o miembros de las familias; que incluya una discusión después de la obra, las observaciones y mejoramientos para obtener cada vez un crecimiento del impacto de los temas. Significa pulir cada una de las obras presentadas en este festival como un proceso de limpieza, depuración y crecimiento en el proceso de montaje de una temática. Esta iniciativa se puede transformar en un banco de insumos para una publicación de la sistematización del proyecto, tanto en un libro como un audiovisual para tener documentos de su trabajo en manos de muchas más personas. En abril del año 2008, la Fundación San Lucas abrió su proyecto ARETE como una necesidad para atender a víctimas de violencia intrafamiliar y sexual, debido al incremento de casos en ese momento de violaciones y de niñas embarazadas producto de violaciones, con personal especializado para brindar una respuesta inmediata. Desde hace 15 meses se ha ampliado la cobertura de acciones en salud preventiva y curativa priorizando la atención de la niñez y adolescentes, por lo que actualmente se implementan otras estrategias; para desaprender la baja autoestima, la inferioridad de género, la dependencia al hombre, la creencia y tabúes de que la mujer nació para ser sometida y dominada, la lógica de que nada cambia si nada cambia y obtener metas definidas: cambios de cultura, empoderamiento de las mujeres, independencia económica, mejoramiento de la calidad de vida y a largo plazo del nivel de vida de toda su población, mejorando los indicadores de desarrollo donde las niñas, niños y adolescentes sean los protagonistas de su destino y el de sus hijos, que son el futuro de un país subdesarrollado como Nicaragua. Los resultados del certamen Dentro de los parámetros para ayudar a los jueces a determinar los tres primeros lugares fueron: la creatividad, el talento, la empatía con el público, el mensaje y la simpatía con los jueces (Lic. Sandra D'Leo, Jueza de Audiencia; Lic. Lidieth Arana, Administradora Fundación San Lucas; Lucía Cora Cruz, Vicealcaldesa de San Carlos y el Ing. Roberto Vallecillo, SIMAS). El recuento de las votaciones se presentan en el siguiente cuadro.[1] El primer lugar recibió una beca para recibir clases de teatro en Managua, segundo lugar un equipamiento para establecer juego de voleibol y el tercer lugar cinco celulares. Como aliciente para estos grupos, este año se tiene contemplado dar seguimiento a los grupos, animar procesos y trabajar a nivel de sus comunidades. Para mayor información contactarse con el programa ARETE, Fundación San Lucas, teléfono: 2583-0049. [1] Ver imagen adjunta.
Relacionados