SIMAS

Dinámicas territoriales en términos ambientales

Las investigaciones que el programa Dinámicas Territoriales Rurales (DTR) de Rimisp ha realizado en diferentes países de América Latina han dejado de manifiesto la enorme importancia que el capital natural reviste para el desarrollo de los territorios. De ahí que muchos de los estudios hayan considerado pertinente preguntarse por las condiciones que hacen posible el surgimiento de coaliciones comprometidas con la conservación del patrimonio natural de un territorio determinado.

 

Se constata que el surgimiento de coaliciones sociales territoriales poderosas y fuertemente comprometidas por razones económicas, culturales y/o sociales con la conservación del patrimonio natural del territorio es condición fundamental para lograr la combinación de sustentabilidad ambiental, crecimiento económico, equidad y reducción de pobreza.

 

Eduardo Ramírez, investigador de Rimisp - Centro Latinoamericano para el Desarrollo Rural, asegura que la conservación del patrimonio natural es el resultado de un arreglo económico, pero también político e incluso cultural, en el que se establecen criterios comunes y aceptados sobre los límites ambientales. “Se reconoce que, dado un nivel de tecnología, el uso de los recursos naturales tiene un límite que no puede ser transgredido”, explica.

 

“La pura racionalidad económica no sirve para llegar a una solución óptima desde el punto de vista ambiental. Siendo de esta manera las cosas, son las coaliciones y los

acuerdos entre actores diversos los que pueden, en última instancia conducir, procesos de desarrollo territorial sin comprometer los recursos naturales. Estos procesos requieren de instituciones que se complementen con el mercado y que, a través de sistemas de control y sanción, logren incorporar la variable ambiental de manera consistente en las decisiones económicas de uso de los recursos”, agrega

 

Ver más información aquí.

 

 

Relacionados