SIMAS

Lo que dejo Río + 20

 

Credito: Ecoportal.com

La adopción de un tímido plan multilateral frente a los problemas ambientales del planeta; el bloqueo parcial a la legitimación del discurso que plantea la “economía verde” como solución a la crisis ambiental; y una agenda convergente renovada de los movimientos sociales, son algunos de los aspectos a destacar de los grandes encuentros mundiales que se desarrollaron en días pasados en Río de Janeiro, bajo el paraguas de Río+20.

 

La Declaración política de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Desarrollo Sostenible (20-22 de junio), titulada El Futuro que Queremos, es, como muchos documentos inter- gubernamentales de su género, una mezcla contradictoria de afirmaciones, recomendaciones, reconocimientos y algunos compromisos, donde se contraponen enfoques de desarrollo, propuestas empresariales y visiones de nuevos paradigmas.

El Plan de Acción abarca una veintena de áreas, que incluyen desde la erradicación de la pobreza hasta los bosques y la biodiversidad, pasando por seguridad alimentaria, ciudades, océanos, montañas y minería, entre otras.

 

Entre los temas en los cuales el G77 no cedió, está el de la economía verde, que algunos actores pretendían que sustituyera al concepto de Desarrollo Sostenible (consagrado por Naciones Unidas hace 20 años en la Cumbre de la Tierra Rio 92). Si bien se incluye como capítulo de la Declaración, queda reducida a una simple herramienta del Desarrollo Sostenible. Estos países incluyeron, además, una seria de salvaguardas destinadas a proteger sus procesos y formas propias de desarrollo, como la soberanía sobre sus recursos naturales, o el fortalecimiento de la población indígena y el respeto a sus enfoques no mercantiles.

Artículo tomado de Ecoportal.com

 

Para leer más: http://www.ecoportal.net/Temas_Especiales/Economia/Lo_que_dejo_Rio_20


Relacionados