SIMAS

Energías renovables con enfoque de género

“Mi experiencia ha sido de mucho éxito. Al inicio no sabía cómo era una cocina solar y si se podía cocinar en ella. No sabía construir una, pero ahora las hago, sé usar herramientas y tomar decisiones para mi organización. A veces creemos que solo los varones pueden hacer algo, pero nosotras hemos experimentado construir cocinas solares y ahora podemos hacer uso de la energía renovable”, compartió Reyna Picado, presidenta de la cooperativa Mujeres Solares de Totogalpa, en el Foro Nacional sobre Género y Energías Renovables realizado el pasado 26 de marzo en Nicaragua.

La Red de Incidencia, Género y Energía (RIGE) de Nicaragua se propuso reflexionar sobre el acceso de las mujeres a la energía limpia a través del foro. El énfasis del espacio fue el acceso "equitativo" a las energías renovables por medio de la presentación de estudios sobre el uso de energías limpias en el litoral Caribe de Nicaragua, cocinas solares en el norte del país, y estrategias internacionales sobre el acceso a energía no contaminante.

Con el lema “Apostando por el acceso equitativo a las energías limpias y el desarrollo económico de las personas” siete expositores brindaron las experiencias en las que participan. Vincent Mada de BluEnergy enfatizó que el proyecto para cual trabajo apuesta en dotar y capacitar a la población, en particular a la juventud sobre el tema de energías renovables.

Javier Mejía Castro de la red Accesse, explicó la iniciativa SE4ALL que nace desde las Naciones Unidas para promover la energía sostenible para todos a través de una plataforma donde los gobiernos pueden adherirse de forma voluntaria.

Mejía señaló que en el mundo existen 1,200 millones de personas sin electricidad y tres mil millones viven sin soluciones limpias para cocinar y tener calefacción,

El panelista brindó datos nacionales que deben ser tomados por el gobierno y los organismos no gubernamentales a la hora de proponer estrategias de desarrollo de las energías limpias. Sólo en Río San Juan existen 12 mil viviendas de las cuales el 53 por ciento de sus pobladores viven en pobreza severa y alta. En Jinotega al menos 32 mil 45 viviendas están sin acceso a la energía y sus habitantes en un 54por ciento están en extrema pobreza.

Para que la plataforma SE4ALL sea exitosa se deben romper con las barreras que impiden el uso de energías renovables. Se propone que particularmente el gobierno, tanto central como los locales, dirijan sus esfuerzos y procuren financiar pequeños proyectos enfocados en energía limpias, así como ayudar a las comunidades en su capacidad de gestión y en la creación políticas públicas para fortalecer estos esfuerzos.

Experiencias exitosas

La cooperativa de Mujeres Solares de Totogalpa son una muestra que querer es poder. Iniciaron su proyecto con el objetivo de mejor su calidad de vida desde una visión de conservar el medioambiente. Según Reyna Picado, en 1999 nacen con el programa fuentes alternas de energía que llevó la Universidad Nacional de Ingeniería en su municipio.

“El fin era crear trabajo en energía solar para las víctimas de minas por la guerra. Buscamos nuevas tecnologías solares y dimos con la construcción de cocinas y secadores solares. Un equipo de construcción de cinco mujeres aprendimos sobre el uso de herramientas y realizamos las primeras construcciones”, expuso doña Reyna.

Con el tiempo las mujeres se organizaron en una cooperativa legalmente constituida el 16 septiembre de 2011 con un gran impacto social en el municipio. Ellas han realizado donaciones a escuelas y lograron involucrar a todas las comunidades. Elaboraron 38 cocinas para las comunidades y vendieron 63 fuera del municipio. Además establecieron contactos comerciales internacionales en Perú, Colombia y República Dominicana donde esperan exportar las cocinas para beneficios de otras mujeres, así como capacitarlas en el uso y construcción de cocinas y secadores solares.

Aprender de los errores

Candela de la Sota, experta del organismo Ongawa, presentó un interesante estudio donde se refleja el éxito y los errores del proyecto de cocina mejoradas en diversas comunidades de Jinotega (Nicaragua). Se determinó que las cocinas en algunos casos mejoran el uso de la leña y otros los aumentas debido al mal uso del equipo. Además se analizó que las mujeres forman una parte importante en la implementación de proyectos de energía limpia.

De la Sota señaló que se evidenció que las mujeres son las que cocinan y los hombres buscan la leña y que un buen uso de las cocinas mejoradas dependerá de la aceptación de las familias, en particular de las mujeres para obtener una sensibilización ambiental, de salud y económica.

Entre las estrategias para futuros proyectos está generar mayor participación de familias en especial la mujer, brindar opciones de modelos de cocinas, dar capacitaciones para la elaboración y mantenimiento de las cocinas, entre otras.

En Nicaragua existen 800.000 hogares (entre urbanos y rurales) que consumen leña de manera no sostenible, según datos del Ministerio de Energía y Minas. En Centroamérica cada año mueren unas 37 mil personas a causa de la contaminación del aire en el hogar (CAH), es decir, por el humo de las cocinas de leña, de acuerdo con las estadísticas del Banco Mundial.

En el foro se reflexionó sobre el acceso de las mujeres a la energía limpia. Foto Wendy Quintero

 

Relacionados