SIMAS

Estrategias para adaptarse al Cambio Climático en Zona Seca de Nicaragua

La experiencia de las agricultoras y productores de la zona seca de Chinandega debe ser tomada en cuenta a la hora de establecer estrategias que aminoren el impacto del cambio climático, señala estudio realizado en la zona.

“Es motivo de alarma (el cambio climático) entre los productores, pero también están trabajando en función de mejorar sus prácticas”, señala Mario Nayra, del Instituto de Investigación y Desarrollo Nitlapan-UCA durante su exposición en el IX Congreso Interdisciplinario de Investigación de la Universidad Centroamericana.

El estudio titulado: “Estrategias de adaptación al cambio climático desde un enfoque de territorio en comunidades de los municipios de Somotillo y Villanueva, Chinandega”, revela las consecuencias más significativas para los sistemas de producción de maíz, ajonjolí y ganadería en la zona.

“La preparación es fundamental y pasa desde la cosecha de agua, manejo de semilla, sistemas de riego, diversificación, sistemas agroforestales, sistemas silvopastoriles, así como obras de conservación de suelo y agua, pero requieren también de inversión y de estudio por parte de los bancos para apoyar a los productores”, manifestó Nayra.

De acuerdo al investigador, las acciones tomadas por los productores no son nuevas, pero gracias al apoyo de proyectos y especialistas el conocimiento se está multiplicando.

“Las soluciones son a corto, mediano y largo plazo, pero debe aprovecharse la experiencia de campo que poseen los productores para de esta manera crear verdaderas acciones que brinden resultados positivos y nos preparen para enfrentar el cambio climático que ya está aquí”, concluyó el investigador.

Relacionados