SIMAS

ONU discute documento para sustituir al Protocolo de Kyoto

El lunes 3, en Bali, isla de Indonesia, se dio apertura la XIII Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio climático (UNFCCC). Durante dos semanas, representantes de 190 países estarán reunidos en la isla para debatir cuestiones que lleven al establecimiento de un compromiso global que substituya al Protocolo de Kioto, establecido en 1997, cuyo objetivo principal es hacer que los países reduzcan sus emisiones de gases de efecto invernadero. La Conferencia es el encuentro sobre medio ambiente más importante del siglo, ya que, de este encuentro se espera que salga el documento que fijará las bases de la negociación y que determinará la fecha limite para alcanzar, en 2009, un nuevo acuerdo para combatir el calentamiento global. La idea de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) es que se fije una fecha límite para la aprobación del nuevo acuerdo para que los países tengan tiempo de ratificarlo antes de que se acabe la vigencia del acuerdo de Kioto. En rueda de prensa concedida, el secretario ejecutivo de la UNFCCC, Yvo de Boer, reclamó por la actitud de los políticos ante los diversos alertas realizados por científicos de diversas partes del mundo sobre el calentamiento global. Bôer felicitó a países europeos y a Estados Unidos por actitudes positivas ante la problemática, tal como la iniciativa de la Unión Europea de reducir sus emisiones en un 20% para 2020. La realización de la Conferencia se da dentro de un contexto de alerta global realizado en los últimos años por estudiosos del tema que detectaron que la temperatura media de la superficie terrestre subió más de 0,6oC desde los últimos años del siglo XIX. La previsión es que haya un nuevo aumento entre 1,4oC y 5,8oC para el año 2100, lo que, según ellos, representa un cambio rápido y profundo. De acuerdo con la ONU, la década de 1990 parece haber sido la más caliente del último milenio, señalando a 1998 como el año más caluroso del período. Otra consecuencia de este cambio climático en el mundo fue la elevación del nivel del mar. Durante el siglo XX, el nivel del mar subió en promedio de 10 a 20 centímetros. Para el año 2100, la previsión es que aumente entre 9 y 88 centímetros por el derretimiento de los glaciares en el mundo entero. Se prevé también un proceso de desertificación de zonas continentales interiores, como por ejemplo, el Asia Central, el Sahel africano y las Grandes Planicies de Estados Unidos. Conforme relató la ONU, los cambios podrían provocar perturbaciones en el aprovechamiento de la tierra y en el abastecimiento de alimentos. Además, el rápido calentamiento podrá provocar algunas extinciones como la de especies vegetales y animales, que, debilitadas por la contaminación y la pérdida del habitat, no sobrevivirían a los próximos 100 años. Para el ser humano, las consecuencias más fuertes del calentamiento global ya se reflejan en los episodios recientes de huracanes, inundaciones y sequías, que han alcanzado diversas regiones del planeta. Razón principal para todo esto adviene de un proceso de industrialización iniciado hace un siglo y medio y, en particular, la combustión de cantidades cada vez mayores de petróleo, gasolina y de emisión de gas carbónico, el talado de bosques y algunos métodos de explotación agrícola, según informaciones de la ONU. Hace más de 10 años, gran parte de los países adhirió a la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio climático para comenzar a debatir sobre lo que se puede hacer para reducir el calentamiento global. En 1997, los gobiernos acordaron incorporar una adicción al tratado, conocido como Protocolo de Kyoto, que cuenta con medidas más enérgicas y jurídicamente vinculantes. Traducción: Daniel Barrantes - barrantes.daniel@gmail.com Tomado ADITAL: http://www.adital.com.br/
Relacionados